¿Libre Comercio y Justo a la vez?


Cuántas veces nos han dicho que el libre comercio era bueno. Que ayudaría al crecimiento económico y a la gran creación del empleo.  Libre Comercio, ese término que nada tiene que ver con lo que pretende insinuar.

A día de hoy existe una mayor liberalización comercial, pero no por el gran éxito del Libre Mercado sino por el fracaso de los acuerdos alcanzados hasta el momento. El tiempo, ha demostrado que muchos países empobrecidos habían firmado los acuerdos porque su presidente o mandatario, normalmente encargado de la negociación estaban corrompidos por intereses privados, que para nada beneficiarían al pueblo que lo había elegido para gobernar.

Con el Libre Mercado, se entró en una desesperación por atraer capital y empresas llevaron a estos gobiernos a renunciar a un elevado número de derechos ante las empresas transnacionales. Todos los acuerdos entre empresas y países firmantes conllevan claúsulas que permiten la remuneración en caso de que un país haga o cambie una ley que pueda perjudicar los intereses de las empresas transnacionales firmantes, es decir que les perjudique en sus intereses privados.

Estos acuerdos alcanzados, recordando la suspensión de los famosos aranceles, hicieron que los productores locales se sometieran a la presión de la competencia extranjera. Las industrias no pudieron estar a la altura frente a las grandes y potentes industrias transnacionales, la agricultura decae y sus agricultores deciden abandonar sus cultivos por no poder competir con los precios extranjeros, que les obligaba a mal vender sus productos locales. Libre Comercio = Zorro en el Gallinero .

Por eso a día de hoy, el Comercio Justo es muy importante. Hablo de comercio justo no solo con el que negociamos en países tropicales, sino también sabiendo que puede ampliarse el concepto al consumo local o de proximidad de las comunidades afectadas. Por ello hay que plantearse la posibilidad de hacer realidad el acercamiento y cooperación entre grupos de artesanos y cooperativas industriales.  Ayudar para que el acercamiento evite pasar por los filtros de las grandes empresas y grandes bancos.

Esto está en tu mano y no es solo cuestión de precio. El comercio justo debe seguir avanzando porque es una herramienta que ayuda a mejorar la economía social. Sí quieres tener más información puedes consultar la evolución del comercio justo en España a través de la Coordinadora Estatal de Comercio Justo

 

Licencia de Creative Commons
¿Libre Comercio y Justo a la vez? by Adrian Blanco is licensed under a Creative Commons Reconocimiento 3.0 España License.
Creado a partir de la obra en http://comerciojusto.org/emprendedor/.

Incendios Forestales


Quiero comentaros antes de nada, que yo no soy un especialista en materia de incendios, no más allá de lo que un paisajista o restaurador ambiental pueda saber sobre el asunto, por eso si alguien quiere contribuir en corregir o aportar datos estaría más que encantado en que participárais.

Lo que me llevó a hacer esta entrada fueron las palabras del Ministro de Justicia, Gallardón, cuando este presumía de un Código Penal a la altura de las circunstancias, en las que incluían las nuevas penas en materia de incendios forestales. “Se endurecen las penas para los autores de incendios forestales que se consideren especialmente graves. Actualmente estos delitos se castigan con entre tres a cinco años de cárcel y, con la reforma, la pena se elevará hasta los seis. Además, cuando los incendios afecten a espacios naturales protegidos se castigarán del mismo modo que los delitos contra el medioambiente, lo que significa que sus autores podrán ser castigados con la pena superior en grado (nueve años de cárcel). Se modificará también la Ley del Jurado para que estos delitos pasen a ser competencias de tribunales profesionales.”

Seguro y creo que debemos acoger esta noticia como buena, o al menos después de que año tras año se reclamaran penas más duras para quienes acostumbraban a quemar nuestros bosques. Este verano, Galicia ha sido arrasada y partes muy puntuales de otros puntos de España. En Galicia se han arrasado, para que nos hagamos una idea desde 1991 613.000 Ha de manera estimada. Aún así el Ministro de Medio Ambiente, Cañete, se felicita porque este año “solamente” se han quemado 15.743 Ha. Digo yo que este paso en 10 años, se quemará la mitad de Galicia “solamente” y 20 años su entera totalidad “solamente”.

En España tenemos la suerte que detrás de un incendio el bosque se recupera, tarde o temprano pero se recupera. En pocos años el paisaje se torna a verde. Pero entonces cabe la pregunta ¿Los incendios son buenos o malos? ¿Se deben controlar? o por el contrario se deben dejar al su libre albedrío. Lo normal y más seguro es que se controlen, no por nada, sino por las vidas humanas que peligran en ellos.

El 90% de los incendios se logran apagar, el resto, es decir el 10% se nos escapan de nuestras manos simplemente porque se vuelven incontrolados. Echamos la culpa a los medios, a la descordinación, a la UME, a los recortes pero es que estos incendios realmente se descontrolan y son imposible con ellos. Pero desde aquí digo que los recortes también son parte de este descontrol, digan lo que digan.

Gestión del combustible forestal

Una cuestión que me han hecho varias veces es la siguiente: ¿Crees que la limpieza de bosques es necesaria para evitar estos incendios? a lo que contesto siempre lo mismo: No se debe llamar limpieza de bosque, porque un bosque no se limpia un bosque se gestiona eficazmente. Además es cierto que vivimos en el gran polvorín boscoso y una buena gestión es más que necesaria para que no revista mayor gravedad de la que pueda tener un incendio forestal.

Todo influye, es cierto que existe una “guerra” entre ecologistas, conservacionistas, ganaderos, pastores y administración sobre este asunto. Pero hay que valorar muchos factores antes de decantarse por una postura finalista y escuchar todos y a cada uno de las diferentes versiones que se ponen encima de la mesa.

Es cierto que el control de la vegetación es necesario, pero demasiado caro para su ejecución a cargo del erario público. Gestionarlo todo nos agotaría el presupuesto anual la Consejería en poco tiempo. Tampoco es viable poner a gente a cargo de cursos y planes de empleo a limpiar montes, pues también puede salir muy caro, porque la limpieza de montes tiene que ser realizada eficazmente por expertos en la materia, normalmente empresas del sector.

La mejor solución es recuperar las actividades agropecuarias y forestales. Se que esto a mucha gente no le gusta, pero no olvidemos que Asturias de Natural 100% tiene poco, sería tontería comparar nuestros bosques explotados desde hace cientos de años, con los bosques primarios del Amazonas. No cabe en la cabeza de nadie. Digo recuperar las actividades agropecuarias y ponteciar el sector primario. Aprovechamiento de la madera de manera sostenible, entendiendo que la madera es un bien recuperable y renovable. Utilizar la biomasa para diferentes aplicaciones, es decir gestionar el bosque para que vuelva a ser rentable.

Haciendo esto, no habrá nunca interés en quemarlo, puesto que genera puestos de trabajo y reactiva las comarcas que viven y vivirán de ello. Hasta hace bien poco esto se hacía y el combustible desaparecía o disminuía, alternando zonas de cultivo con pastoreo y del bosque se extraían madera, carbón, leña, resina etc.. Un bosque así de gestionado nunca dejará de estar abandonado como están ahora la gran mayoría, almacenando combustible y esperando el día, que llegará, alimentará al gran incendio.

Quemas prescritas

Amplio debate habrá sobre el tema de las quemas. Pero hay que saber distinguir las quemas controladas de las quemas prescritas, estas últimas son las que nos ayudan a conservar el bosque. El abandono rural es consecuencia de la situación que está pasando ahora mismo en él. Ahora mismo tenemos la cultura de la vigilancia y extinción, no es suficiente bajo mi punto de vista. Nos olvidamos de la prevención que incluye la gran acumulación de combustibles forestales esperando a la gran catástrofe.

La quema prescrita más económica que el desbroce, menos peligrosa que la controlada, compatible con nuestro ecosistema controlada bajo un rigor científico-técnico y posiblemente el mejor aliado todos.

Licencia de Creative Commons
Este obra está bajo una licencia de Creative Commons Reconocimiento-NoComercial-SinObraDerivada 3.0 España.