Archivos de la categoría ‘Langreo’


Complejo industrial Sulzer. Winterthur. Foto: Ralph Feiner

Complejo industrial Sulzer. Winterthur. Foto: Ralph Feiner

Hace ya algo más de una década, mientras subía a recoger un pequeño premio en reconocimiento a uno de los proyectos empresariales en los que me embarqué, se me pasaba por la cabeza que todo lo que había aprendido hasta llegar ahí se lo debía a mi mejor aliada…la mentalidad emprendedora. En el presente reconozco que aquella mentalidad emprendedora, con el único fin de desarrollar un logro empresarial puntual, se puede aplicar a cualquier proyecto de la vida de uno mismo.

La nueva realidad del mercado de trabajo en Langreo requiere la capacidad de ampliar la actuación sobre nuestros recursos comunitarios y locales, para poder encontrar nuevos nichos de emprendimiento y de dinamización económica. Por eso hay que buscar y aprovechar cualquier tipo de activo público que por cualquier razón no está siendo aprovechado o explotado para darle un uso social, de interés económico, ambiental o cultural…

Podemos decir que Langreo, como tantas otras ciudades, está en plena crisis. Pero mientras vivamos en este paréntesis entre el comienzo y el incierto final del túnel, debemos reinventarnos. Debemos comprender que ahora estamos sufriendo los efectos de aquellas causas, de aquella política pública basada en la expansión urbana que nos ha dejado equipamientos “parados” .Posiblemente por incapacidad financiera para siquiera poder mantenerlos, como el desarrollo de viviendas inacabadas, espacios a medio urbanizar, solares sin expectativas a corto plazo de edificación y los ya construidos proyectos a cargo de fondos y sin fecha de apertura.

Todas estas situaciones comparten la incertidumbre sobre el futuro de estos espacios o equipamientos. Pero detrás de aquellos “equipos” que tan solo han hecho urbanismo, toca reactivar el creativismo alternativo basado en la cercanía de usuarias y usuarios, toca pasar del simple urbanismo al “Urbanismo Adaptativo”. El desafío al tradicional urbanismo en crisis.

Con dinero, Langreo supo hacer muy bien urbanismo tradicional. Elegir el área que se ocuparía, valorar que usos estaban permitidos, modificarlos a la carta y desarrollar el proyecto final sin importar nada más. Como casi todas las políticas se trabajaban a corto plazo, evidentemente a cuatro años, lo justo para conseguir los votos y permanecer en el poder, hicieron que las miras a largo plazo fueran inexistentes. Un verdadero problema para la ciudadanía y una gran baza para los políticos de sillón…y ahora cabe preguntarse ¿Qué hacemos con los pasivos que ellos han generado en nuestra ciudad?

EXYZT_feature-620x240

Espacio público surgido de la reutilización del solar del antiguo polideportivo de La Latina

Por mucho progresismo que salga de sus bocas, muchos sabemos que en las mentes del antiguo Gobierno Local Langreano aún vive el conservadurismo tradicional a la hora de afrontar los problemas urbanos cambiando de lógica, manteniéndose en una postura con falta de visión y que mirándolo de otra manera pueden tener solución. Las soluciones son proyectos que hacen nacer las contradicciones entre el formalismo urbano y el gran dinamismo de las necesidades sociales y la ciudadanía. Los pasivos que llenan nuestra ciudad deben activarse cuanto antes.

Existe una nueva realidad de espacios de oportunidad en desuso y se debe expandir la capacidad de usar y disfrutar la ciudad con estrategia. Pero esta estrategia no es posible sin romper la barrera que separa entre la política pública y la ciudadanía.

Un gobierno local que no interacciona con la ciudadanía jamás podrá obtener ni conseguir una ciudad activa. “Trabajar en silencio” como algunas decían, no es el claro ejemplo de transparencia que debía tener un Gobierno.

Por lo tanto el primer paso lo tienen que dar los poderes públicos locales, con la ciudadanía y los colectivos capaces de colaborar en la puesta en marcha de proyectos de reactivación de recursos.

Mientras no haya coherencia en la actuación municipal y sepan compartir el impulso con la ciudadanía dudo que puedan contribuir en encontrar esas estrategias adaptativas y dinámicas. Pero que tengan en cuenta que las necesidades sociocomunitarias son muchas y con perfiles muy diferentes. La diferencia entre el anterior Gobierno Local y el actual es que aunque se sigue haciendo urbanismo basado en proyecto, pero sobre ideas sólidas, se está obteniendo el retorno esperado y que los espacios que se están creando están cumpliendo con la función esperada.

El urbanismo adaptativo es eso…desbordar los propios límites del urbanismo. A reiventarse toca.

Anuncios

Circo Social La Estancia

Circo Social La Estancia

Circo: esa palabra llena de magia que nos acerca a la sonrisa, a las fantasías, a los sueños…

Un Circo con animales puede ser divertido para usted e incluso para sus hija. Un Circo no es un espectáculo divertido para los amimales. Debajo de esas hermosas carpas de colores se esconde soledad, maltrato, hambre…y para mí es una auténtica vergüenza que un representante municipal los justifique con una frase digna de recordar: “Los circos son los lugares donde las niñas y los niños empiezan a sentir el verdadero amor por los animales”.

El animal que hace sentir ese amor a tu hija fue secuestrado de pequeño. Arrancado de su hábitat y separado de sus padres, fue moneda de cambio para el alimento económico de la mafia traficante de animales en libertad y sobre todo de especies amenazadas. Tigres, leones, chimpancés, elefantes, rinocerontes son las especies más amenazadas y las que mayor tráfico ilegal sufren.

La sonrisa de tu hija para tí será un inocente y precioso gesto que te llenará de orgullo, pero no justifica que con tu dinero estés alimentando a que muchos animales estuvieran retenidos, como por ejemplo, en Koundara (Norte de Guinea) donde un grupo de trabajadores chinos que trabajaban haciendo una carretera, contactasen con furtivos locales para capturar a hermosos chimpancés y luego venderlos a la mafia que suministra animales a zoológicos y circos. Pensemos que Guinea es, a día de hoy, un país clave en el tráfico de fauna.

Con tu dinero contribuyes a que esta práctica siga siendo la tercera actividad ilegal más lucrativa del mundo, despúes del tráfico de drogas y el tráfico de armas. Pero tú solo ves una hermosa carpa con animales, donde las niñas y niños inocentemente, ven a sus figuritas de plástico convertidas en hermosos seres vivos. Pero la realidad es que para que se pueda disfrutar de ese espectáculo, estos animales han tenido que sufrir lo indecible y convertirse finalmentente en bufones de circo que arrancan sonrisas a costa del sufrimiento vivido.

Con tu dinero financias mafias, criminales, redes internacionales organizadas, que distribuyen armas, intimidan a las comunidades y sobornan autoridades para que puedan conseguir lo que realmente quieren.

Si quieres ver a tu niña sonreir, puedes acercarte a los Circos Escuela, a los Circos Sociales donde se potencia el arte circense como una herramienta de insercción psicosocial, donde se trabaja la promoción de los derechos de niñas y niños, prevención de consumo de drogas y reinserción social. Así con tu dinero financias el “Nuevo Circo” como eje artístico, educativo y de desarrollo comunitario. Así intervienen las distintas personas, de multitud de colectivos en distintos niveles de creación, convirtiendose en proyectos abiertos y participativos. Así tu dinero contribuye a que se facilite la inclusión frente a la marginación, el respeto animal frente al maltrato y la mafia.

Con el tiempo un día tu hija te sonreirá y tú te sentirás orgulloso de esa sonrisa, porque has participado de manera limpia en que esa felicidad haya sido fruto de una buena educación.

Licencia Creative Commons
Esta obra está bajo una Licencia Creative Commons Atribución-NoComercial-CompartirIgual 4.0 Internacional.